Bienvenidos
Gracias por elegirnos, enterate de mas novedades siguiendonos en las redes sociales.

Una actriz de Games of Thrones, con un pasado entre la prostitución y las drogas

06.06.2016 – 10:15 H.

Ficción y realidad. La actriz Josephine Gillan, que en la popular serie hace de Marei, una prostituta, admitió que en su vida real vivió un oscuro período que incluyó prostitución y drogas. Game of Thrones se convirtió en unas de las series más vistas de la televisión. Basado en el libro del autor George R. R. Martin, el programa de televisión ya es visto por millones de personas alrededor del mundo, atraídos por sus intrincados guiones, personajes belicosos y por sus varias escenas de sexo. Dentro de las últimas, la actriz Josephine Gillan, quien interpreta a Marei -una prostituta de la serie-, se mueve con naturalidad ya que ella también fue prostituta en la vida real e incursionaba en el mundo del porno antes de que la contraten para que sea parte del exitoso programa.


"Game of Thrones me salvó de una vida de prostitución y me volvió una persona mucho más fuerte", cuenta Gillan al Daily Mail británico, al hacer pública su tormentosa vida.


"Estaba trabajando de puta y al mismo tiempo haciendo películas porno, utilizando el nombre de Sophie O’Brien, cuando vi un anuncio en una web para actrices en la industria del cine”, explica la mujer de 27 años sobre el inicio de su carrera como actriz dramática.




Los productores buscaban "mujeres jóvenes con pechos naturales y sin tatuajes, a quienes no les importase aparecer desnudas", agrega Gillan en la entrevista, a lo que ella, sin dudarlo, mandó "inmediatamente" una fotografía. Al tiempo, su deseo se cumplió y finalmente fue contratada para ser parte del elenco. Y no sólo eso, sino que su personaje sigue vigente en el universo de GoT, donde capítulo a capítulo varios personajes dejan de existir debido a los múltiples asesinatos que hay por temporada. A su vez, la actriz también confirmó su aparición en la séptima temporada del programa.


Josephine sufrió una infancia ensuciada por el abuso sexual, el alcohol y las drogas. Fue a 24 diferentes escuelas primarias ya que su madre huía de una relación violenta. Ante esa vida nómade, la actriz explica que un amigo de la familia la introdujo en ese oscuro mundo de la droga y el alcohol con cuando apenas tenía 12 años. A su vez, cuenta que la metió en la cocaína cuando cumplió los 14. "Me violó dos años más tarde y me prostituyó entre sus amigos", agrega. "Estaba demasiado asustada para decirle a alguien, porque me amenazaba con enterrarme en el jardín. Dijo que lo había hecho antes y yo le creí", completa Josephine.


Su personaje de prostituta, llamada Marei en la famosa serie de HBO, hizo que sienta con naturalidad la desnudez y las jugadas escenas de sexo debido a su experiencia como actriz porno. "La realidad es que los actores masculinos están tan incómodos haciendo escenas de sexo que normalmente los noto temblando debajo de mí", agrega.


Pero parece que su estrellato no finaliza con Game of Thrones. Josephine Gillan ya participó en dos películas independientes (pronto a estrenar) y una película de terror en fase de pre producción y que se rodará en México. “No tenía ni idea cuanto cambiaría mi vida”, concluye.